TMM-DC

La terminología que utilizamos para el Generador es TMM (Triple Momento Magnético) junto con un DC (Diversificador de Campo Magnético). Los TMM-DC mediante resonancia armónica fonónica cuántica, extraen la energía del Biplano Base Ondulatorio Universal que es el que genera la expansión universal, en base a la constante cosmológica, o sea el VOLUMEN conocido en física como Dark-Energy (Energía Oscura o Energía del Vacío).

Los TMM-DC generan Energía a partir de las alteraciones del Volumen Energético Tridimensional. La entrada de un pulso eléctrico desequilibra el Volumen (Dark-Energy).

Los TMM-DC interactúan con el Volumen o Dark-Energy mediante unas estructuras diseñadas para esa función, los TMM o triples momentos magnéticos, y los DC o Diversificadores de Campo, se basan en la observación de los principios físicos fotónicos y fonónicos que emplean los CENTRÍOLOS CELULARES de las células eucariotas a través de sus cadenas proteínicas de Alfa globulinas y Beta globulinas para sus procesos de emisión de energía al Volumen. Así como del proceso inverso de captación de energía del volumen al Centríolo.

CENTRÍOLOS CELULARES

EMISIÓN: proceso de emisión de energía al volumen,  con secuencia: Centríolo a fonón a fotón a VOLUMEN.

CAPTACIÓN: proceso inverso de  captación de energía del volumen al Centríolo: VOLUMEN a fotón a fonon a Centríolo.

Principios que ya fueron intuidos por Penrose, Goldman y Hameroff, y que ahora completamos y rentabilizamos.

Los TMM recogen esta energía sobre superconductores a temperatura ambiente. Superconductores que son únicos y exclusivos, que no alcanzan ni temperatura crítica ni potencial ni amperaje de ruptura.

Los TMM-DC  se basan en principios físicos como el de Emmy Noheter, el Efecto Casimir Gravitatorio, el Efecto Hall Cuántico, principios y relaciones físicas entre el Boson de Higgs y la permitividad eléctrica del vacío cuántico totalmente desconocidos de la física convencional, y en una nueva concepción del Principio de Indeterminación de Heisenberg en relación al Colapso cuántico de la función de onda y una reinterpretación del Teorema de Bell.

Los  dispositivos están compuestos entre otros componentes por los citados superconductores a temperatura ambiente que se disponen en unas posiciones adecuadas para trabajar a temperatura ambiente y generar Energía Eléctrica sin necesidad de utilizar ningún tipo de combustible ni hidrocarburo. Al no precisar de ningún combustible, no generan residuos y, por lo tanto, son respetuosos con el medio ambiente.

Los TMM-DC no solo NO tienen límite de potencia, si no que a diferencia de las otras fuentes energéticas ecológicas como la fotovoltaica y la eólica, funcionan a plena potencia ininterrumpidamente las 24 horas del día, por lo que permiten estructurar grandes generadores de miles o cientos de miles de Mega-Watt.  Que proporcionan un fluido energético estable, regular y constante las 24h.

Son dispositivos silenciosos, sin vibraciones, sin partes móviles y no emiten radiación. Los diferentes componentes de los TMM-DC pueden configurarse a la potencia que sea necesaria, con diferentes tipos de materiales, todos ellos se encuentran en la naturaleza y a costes asequibles.

Es una tecnología configurable para estaciones pequeñas, medianas o grandes según la demanda energética que se pretenda abastecer. Es la solución más competitiva que de las tecnologías convencionales conocidas, porque reduce los gastos de explotación, y de mantenimiento de la red eléctrica considerablemente, por lo tanto, facilita entrar en más mercados.

Por ejemplo un tamaño de 90x100x100 cm permite una potencia energética de Un Millón de vatios o 1 MW en un Metro Cúbico (m3), a un coste de 100.000 euros/MW.
Cada Cinco TMM deben conectarse a Un DC para configurar un TMM-DC con un total de 68 diversificadores y 334 TMM en Un Metro Cúbico y UN megavatio de potencia.
100.000 unidades de un metro cúbico en una sola nave de 115x115x 15 metros, podrían suministrar por ejemplo a Francia unos 100.000.000.000 Wat, o sea, 100.000 MW para todo el país.

El TMM (Triple Momento Magnético) consta de dos partes  fundamentales:

Por un lado, de una estructura tubular hueca, que es el canal de los Superconductores a temperatura ambiente. Se trata de unos superconductores de diseño exclusivo, que no tienen temperatura crítica alguna, y que mantienen su superconductividad al máximo con independencia de la temperatura, a la vez que carecen de potencial y de  amperaje de ruptura.

Los superconductores se basan en el Efecto Casimir Gravitatorio, pero en este caso Efecto Casimir Gravitatorio INVERSO.  Gravitación Inversa que se traduce en Amperaje.

Gravitación Inversa es AMPERAJE.

Amperaje inverso es GRAVITACIÓN.

Estos superconductores son unas placas eléctricamente neutras entre ellas  que nunca llegan a tocarse y mantienen entre ellas un vacío absoluto del orden de  Nano Distancias.

Todas las placas tienen la misma polaridad eléctrica, desarrollando entre ellas una fuerte repulsión eléctrica por las nanodistancias que las separan, y al no poder distanciarse por la gran presión a la que están sometidas aparece entre ellas un “Efecto Casimir gravitatorio pero inverso”, en forma de Amperaje. Ya que en el volumen cuántico del que formamos parte,  gravitación inversa es amperaje.

El triple momento magnético del TMM es generado a semejanza de cómo lo hacen los micro túbulos de los centriolos de las células, en base a la capacitancia del potencial de membrana de Goldman. Y seguidamente el efecto Casimir Gravitatorio, pero -inverso- convierte este efecto en unos grandes voltajes amperajes sobre las placas de los superconductores.

Sepa más sobre los dispositivos que acompañan al TMM (haga click aquí)


Uso de cookies

Este sitio utiliza Cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario.
Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra Política de Cookies.
Pinche el enlace de Política de Cookies para más información. ACEPTAR

Aviso de cookies
Translate »